ESCAPE RAPIDO DE SITIO

General

  • El PSIM y la atención clínica de los sobrevivientes de agresiones sexuales son elementos fundamentales de los servicios básicos de salud, y deberían estar disponibles en todos los establecimientos de atención primaria. Además, los servicios a sobrevivientes y/o personas que puedan ser vulnerables a la violencia deberían estar disponibles por medio de otros programas de salud, en particular de salud reproductiva y materna y servicios de VIH. La integración de los servicios para combatir la violencia contra las mujeres y las niñas debería hacerse desde que se declara la emergencia, mediante asociaciones con los responsables de programas de salud pertinentes.