ESCAPE RAPIDO DE SITIO

Principales Definiciones

Vigilancia

La vigilancia es la reunión y el análisis sistemáticos de información a medida que se ejecuta una campaña. Se basa en las metas y actividades establecidas en su planificación. Se trata de una herramienta de gestión esencial, que ayuda a mantener la campaña en la dirección correcta y permite a los administradores de la campaña definir qué debería modificarse (de ser necesario) cuando las cosas van bien o mal. Permite al equipo de la campaña determinar si los recursos disponibles son suficientes, si la capacidad es suficiente y adecuada, y  si se están ejecutando las actividades planificadas. (Adaptado de Shapiro, J., Vigilancia y evaluación, CIVICUS).

La vigilancia suele centrarse en los procesos, por ejemplo cuándo y dónde se realizan las distintas actividades, quién las ejecuta, con qué efecto y a cuántas personas o instituciones se ha llegado. En las campañas también deben vigilarse los factores externos para individualizar rápidamente los nuevos riesgos y oportunidades. La vigilancia es esencial para que una campaña obtenga los resultados deseados y para detectar todo cambio o problema rápida y eficazmente, y reaccionar ante este.

Recuerde: Las actividades de una campaña de cambio social suelen ejecutarse en situaciones complejas en que las relaciones de causa y efecto se desconocen hasta que surgen los resultados y, especialmente, los productos. En esta situación es importante vigilar sistemática y periódicamente los agentes sociales sobre los que desea ejercer influencia para identificar los cambios reales que han experimentado y comprender qué estrategias han contribuido a esos cambios.  

Evaluación

La evaluación trata de verificar sistemáticamente los resultados de una actividad, un proyecto, un programa, una estrategia, una política, un tema, un sector, una esfera operacional o el desempeño de una institución. La evaluación de una campaña se centra en los resultados previstos en la estrategia de la campaña respecto de los alcanzados, para comprender los  logros o falta de estos. (Adaptado de Gage y Dunn, 2009).

Sobre la base de los datos sobre lo que se ha hecho y logrado en relación con la estrategia, las metas y los resultados deseados, la evaluación formativa respalda las decisiones sobre cómo mejorar la teoría del cambio de la campaña. Es conveniente combinar la evaluación formativa con la vigilancia para comprender qué se logró a fin de mejorar el desempeño y ampliar la obtención de nuevos resultados; es decir, saber a quién influyó con éxito la campaña destinada al cambio y por medio de qué estrategias permite cambiar el plan de acción de la campaña para los meses o años siguientes  La evaluación sumativa tiene lugar al final de una campaña o de un ciclo importante de una campaña, y su propósito es juzgar el grado en que se demostró la validez de la teoría del cambio de la campaña. 

Eficacia, efectividad e impacto

Tanto la vigilancia como la evaluación tienen en común el hecho de que tienen por objeto el aprendizaje, centrándose en la eficacia, la efectividad y el impacto.

La eficacia indica que las aportaciones al trabajo son adecuadas en relación con los resultados. Podría tratarse de aportaciones en términos de dinero, tiempo, personal o equipamiento utilizados en la campaña.

La efectividad mide el grado en que una campaña logra los productos adecuados y las metas específicas establecidas.

El impacto indica si la campaña ha influido de algún modo en la situación del problema que aborda. En otras palabras, ¿fue útil la estrategia para avanzar hacia el objetivo?  (Adaptado de Shapiro, J., Vigilancia y evaluación, CIVICUS)